Clásicos que todo el mundo debería escuchar: “The Hives – Veni Vidi Vicious”

The Hives - Veni Vidi Vicious
De la misma manera que Julio César llegó, vio y venció, este disco llegó, vio y nos envició. El segundo disco de los suecos es posiblemente uno de los más completos de la historia del rock.
Disco compuesto de himnos desde la primera a la última canción, se publicó en el año 2000 y le dio un giro de 360 grados a lo que hasta ese momento habían sido los grupos de garaje, marcados por ritmos frenéticos basados en potentes baterías y electrizantes bases de bajo.
Artículo de Pablo Urbano

Comenzar un disco declarando una guerra nuclear no sé si es la forma más adecuada de meterse a nadie en el bolsillo pero es una perfecta intro de lo que sucederá en lo sucesivo.

Die, all right! y Main Offender provocan a través de un sonido muy cincuentero de repetidos acordes y guitarras limpias pero con ritmos frenéticos, las ganas de salir bailando nada más comenzar a oírlas. Son este tipo de canciones que se meten en el cuerpo y te levanta el ánimo para el resto del día.

Sin duda alguna este disco contiene alguna de las canciones más completas de la historia, Hate to say I told you so, tema que visto en directo uno no puede quitarse de la cabeza. Odio decir, te lo dije, comienza con un riff de guitarra al que se le van añadiendo, bajo, batería y voz hasta que vuelven a parar y es el momento en el que el bajo inicia de nuevo con la repetición, momento que no quieres que acabe y al que Pelle inicia un nuevo giro para desencadenar un final con toques de psicodelia y frenesí.

En Find another girl introducen un cambio en el estilo del disco y comienzan a mostrar la fusión de tintes electrónicos, glam, garaje, rock and roll… que the Hives hará patente en sus posteriores publicaciones como Abra cadaver, Won’t be long, Go right ahead…

A partir de aquí encaminan el final del disco con cuatro canciones rotundas, muy completas, sin grandes florituras, de ejecución perfecta que te vuelven a acelerar el corazón con ese ritmo característico de la banda.
Los suecos cierran el disco con un último temazo Supply and demand, donde Pelle se vuelve a gustar (es un gustazo ver a un cantante que disfruta con lo que es capaz de hacer) haciendo con su voz lo que le da la gana y cerrando este trabajo de forma inmejorable.

Pocos discos pueden decir que contiene ocho himnos del rock y en este sí podemos hacerlo.
The Hives con Vini, vidi, vicious asientan las bases de lo que serán sus siguientes discos y en mi caso consiguieron hacerme pensar que había futuro en esto del rock and roll después de una durísima década de los noventa.

https://www.facebook.com/hives?fref=ts

http://www.thehivesbroadcastingservice.com/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s